Inhouse

Una segunda oportunidad a los objetos que decoran tu hogar

Siempre existirá una oportunidad para reducir, reutilizar y reciclar objetos diversos del hogar que ya no utilizas para darle una mano a la conservación del medio ambiente, y con la ayuda de Rust-Oleum obtendrás el mejor acabado.

Podemos comenzar renovando el ambiente más importante del hogar, la sala de estar, con pequeños detalles, por ejemplo, los envases de vidrio vacíos tendrán una segunda oportunidad, convirtiéndolos en floreros y decorarlos con pintura. Una vez renovadas, podemos colocarlas como centro de mesa en la sala o en el comedor.

En una época en la que predomina lo digital, las fotos que decoran nuestro hogar cobran un valor especial. Antes de desechar los desgastados marcos que exponen los recuerdos de nuestra familia, podemos darles una segunda oportunidad con un nuevo color. Si queremos darle un aspecto vintage debemos utilizar colores pasteles, como el rosa pálido, el azul sereno, el verde estanque o el blanco lino.

Una buena opción para darle color a ambos proyectos es Chalked, la pintura tizada de Rust-Oleum disponible en aerosol y versión brochable, la cual ofrece una paleta de colores en la que predominan los pasteles y neutros. Transforma distintas superficies como madera, vidrio, melamina, cerámica y lona, entre otras, y requiere de poca preparación previa: viene lista para usar, y no necesita imprimación o lijado previo.

Rust-Oleum te enseña paso a paso lo que debes hacer:

Preparación del objeto: Es importante que antes de empezar a pintar, tu objeto se encuentre limpio, desengrasado, libre de polvo y seco. De esta manera, lograrás un acabado más resistente y duradero. Si ya posee pintura anterior es ideal lijar suavemente sólo para desprender la pintura suelta o descascarada que pueda tener. No es necesario quitar el color anterior.

Cómo pintar: En el caso del aerosol, agita el envase antes de usar y lee con atención las instrucciones que aparecen al dorso. Comienza a pintar con movimientos suaves de ida y vuelta, empezando y terminando siempre fuera del objeto. La clave es mantener un ritmo parejo y aplicar varias capas delgadas, manteniendo el aerosol a 20 o 25cm de distancia del objeto a pintar. Si utilizas la versión brochable a base agua de Chalked no es necesario diluir la pintura, mezcla bien y pinta con pasadas suaves y uniformes con la ayuda de una brocha sintética o rodillo de goma para lograr una mejor cobertura y acabado. Con agua y jabón limpia la brocha y demás herramientas de aplicación.

Proceso de secado: Solo tienes que esperar entre 5 a 10 minutos entre cada capa, porque siempre debes pintar cuando el objeto está húmedo. En 20 minutos tu proyecto estará seco al tacto y en una hora podrás manipularlo. Si necesitas aplicar otra capa extra, hazlo dentro de la primera hora o después de 24 horas, para asegurar una buena adhesión de la pintura. Antes de utilizar el objeto con normalidad, es recomendable esperar 48 horas para permitir que la pintura cure por completo. En el caso del brochable, es recomendable esperar 30 minutos entre una capa y otra. Finalmente, es necesario aplicar una capa de pintura protectora después de que el objeto haya secado en su totalidad.

Editado por Revista ZOOM

Déjanos tus comentarios