Business

Consejos para proteger tu marca

Si estás iniciando un negocio o ya tienes uno en marcha, debes tener en cuenta los beneficios de registrar tu marca y de esa manera poder protegerla. La función principal de esta, es la de distinguir los productos o servicios que ofreces en el mercado; es decir, a través de un signo distintivo puedes diferenciarte de tu competidor y atraer más consumidores.

María Cecilia Olivares, consultora de Nexo Legal, nos comenta que: “Por alguna extraña razón, tanto emprendedores como empresarios suelen pensar que al inicio del negocio no es indispensable atender “el aspecto legal”, sino cuando ya tienen algo “consolidado”; hecho que es errado, pues al no registrar a tiempo la marca, se corre el riesgo de perderla y tener que invertir en otro signo, lo cual a la larga es más costoso”.

Por esa razón, te dejamos cuatro consejos para proteger tu marca y, de ser necesario, recuperarla frente a un “robo” o uso indebido:

Registra tu marca: Una marca registrada es un título a través del cual el Estado concede a una persona el derecho exclusivo para la utilizar un signo distintivo cuya finalidad es la identificar un producto o un servicio en el mercado; e, impedir que un tercero lo utilice sin su consentimiento. El artículo 154 de la Decisión 486, Régimen Común sobre Propiedad Industrial de la Comunidad Andina de Naciones, a la cual pertenece el Perú, establece que: “El derecho al uso exclusivo de una marca se adquirirá por el registro de la misma ante la respectiva oficina nacional competente”.

Utiliza la marca tal como fue registrada: Un error común de muchos emprendedores es pensar que una vez que obtienen el registro de su marca pueden hacer las variaciones que deseen, por ejemplo, en el caso de una marca mixta cambiar el la imagen, pues al fin y al cabo ya tienen la marca registrada; sin embargo, ello puede generar que un tercero quiera adueñarse de la marca que no usas y has registrado.

Asesórate correctamente: Si bien los gastos en asesoría de abogados pueden no ser una prioridad para el emprendedor en una etapa inicial de su proyecto, la falta de inversión en ello podría generar mayores gastos e incluso traer contingencias legales que pudieron haberse evitado desde un inicio. Se debe tener en cuenta que el usar una marca similar o semejante a una ya registrada, puede traer como consecuencia verse involucrado en acciones legales por una presunta infracción de derechos y conllevar el pago de multas, daños y perjuicios.

Defiende tu marca:Si detectas que alguien está usando tu marca para identificar productos o servicios similares a los tuyos en el mercado, no dudes en solicitar la asesoría de un experto para iniciar, a la brevedad posible, las acciones legales correspondientes. En caso de que la autoridad te conceda la razón en un procedimiento de infracción de marca, puedes aspirar a que se ordene a tu favor una indemnización por los daños y perjuicios generados, teniendo en cuenta el valor comercial de tu marca.

Las marcas registradas, así como las patentes de invención y los derechos de autor, suelen ser los activos intangibles más valiosos de muchas empresas. No dejes pasar el tiempo y registra tu marca. 

Editado por Revista ZOOM

Déjanos tus comentarios